Después de la revisión

Después de enviar una revisión, deberá recibir una notificación de que la revisión ha sido recibida correctamente. Algunas revistas informarán a los revisores si el manuscrito ha sido aceptado o rechazado, mientras que otras no lo harán. Algunas revistas envían a los revisores los comentarios de otros revisores en relación con el mismo manuscrito junto con la carta de decisión; la lectura de estos comentarios puede ayudarle a mejorar sus futuras revisiones.

Si los autores revisan el manuscrito y lo vuelven a enviar después de la revisión, el editor a menudo revisará los cambios para decidir si los comentarios del revisor han sido abordados completamente. A veces, sin embargo, el editor enviará el manuscrito a los revisores originales para obtener sus comentarios sobre la aceptabilidad del manuscrito revisado. Si esto sucede, céntrese en si los autores han resuelto los problemas que usted señaló en su primera revisión. Trate de evitar plantear nuevos problemas a menos que tengan que ver con las revisiones del autor. Por ejemplo, si se les pidió a los autores que explicaran sus métodos con mayor claridad y ahora pudiera ver problemas con el diseño experimental que no fueron evidentes antes, todavía es apropiado mencionarlos.

Si los autores decidieron no seguir una o más de sus sugerencias y explicaron por qué en su carta de respuesta, evalúe sus razones de manera justa y decida si está de acuerdo con su decisión. Si su sugerencia surgió de un malentendido en el manuscrito, verifique si los autores han revisado la sección pertinente para aclararla o si han explicado un problema particular como una limitación del estudio. Es importante ser justo. Si todavía tiene la intensa certeza de que el manuscrito no debe ser publicado debido a un problema que no se ha corregido, usted debe indicar esto al editor y explicar por qué un cambio o una adición particular pueden ser necesarias.